Conserva el tubo de escape original de tu moto | ¿Porqué no cambiarlo?

tubo de escape

27 diciembre, 2019

Por lo general, algunas personas, a la hora de hacer modificaciones a su moto lo primero que hacen es cambiar el tubo de escape, ya sea por razones estéticas o porque quieren que su moto «ruja» más, que suene mucho más fuerte. 

La cuestión es si es mejor cambiar el tubo de escape de tu moto o dejar el original.

Modificaciones del tubo de escape

En algunos casos, como en las motos de 2 tiempos es bastante arriesgado cambiar este elemento tan importante en tu máquina. Además, deberías saber que cualquier cambio o modificación importante, como es el caso del tubo de escape, si eres el titular de la moto, vas a tener que realizar todos los trámites requeridos para regular la situación ante las autoridades pertinentes. 

¿Qué es el sistema del tubo de escape?

El tubo de escape de la moto es parte del llamado sistema de escape, que tiene como misión expulsar los gases que se producen en la combustión para que no resulten dañinos. Por lo tanto, este sistema tiene 3 funciones fundamentales, la eliminación de los gases, no contaminar y que el manejo de la moto sea lo más eficiente posible. 

A no ser que la reforma persiga fines estéticos, se modifica el escape para hacer que la eliminación de los gases del escape sea mejor, al mismo tiempo que proporcione un mejor rendimiento a la moto. Y estas modificaciones en cualquiera de los elementos del sistema deben cumplir con la legislación y estar homologados por el Ministerio de Industria en España.

¿Qué hacemos, cambiamos el escape o no?

Lo mejor es conservar el original de la moto, ya que de esta manera tienes la seguridad de que el tubo de escape cumple con todos los requerimientos. Piensa que las reformas más habituales son los silenciadores y los catalizadores, y eso suele ser complicado porque la modificación no debería afectar al motor ni hacer que se sobrecaliente. Esto podría ocasionar no solo una factura bastante alta del taller, sino un problema mecánica muy importante. 

Otra razón para no cambiar el escape es la Inspección Técnica de Vehículos. Cuando pasas la ITV lo que se mira es el estado del vehículo, si es apto para circular, pero si has hecho modificaciones, hay un extra: se revisa si esos cambios cumplen con los requisitos y la normativa. 

Será necesario aportar un informe de conformidad y un certificado realizado por el taller en el que se recoja todos los detalles sobre la modificación. 

Es fundamental que recuerdes la importancia de de que cualquier cambio, modificación o supresión de un elemento del sistema de escape cuente con la pertinente autorización. De lo contrario, se considerará un defecto que imposibilita a tu moto para realizar otro trayecto que no sea hasta el taller o la ITV.

Como ves, hay muchas razones para quedarte con el tubo de escape original de tu moto y no cambiarlo. Desde Mujeres Moteras, te recomendamos asesorarte bien antes de realizar no ya la modificación de este elemento, sino de cualquiera.