¿Existe alguna moto diésel? | Ingeniería del motor

¿Existe alguna moto diésel? | Ingeniería del motor

10 abril, 2020

Durante algunos años los coches diésel adquirieron popularidad, sin embargo, no ha sucedido así con las motocicletas. Si alguna vez te has preguntado si siquiera se ha llegado a fabricar alguna moto diésel, aquí te dejamos las respuestas.

Existe o no existe; he ahí la cuestión

Aunque hayan sido tan pocas que puedan parecer más una leyenda que una realidad, sí que se ha llegado a fabricar la moto diésel. Pero el motivo principal por el que este sistema no ha calado es por el propio motor.

En una motocicleta, es importante mantener una buena relación entre el peso y la potencia, y en la moto diésel no sucede así. Para que lo comprendas mejor, a continuación te detallamos todos los motivos.

Características de la moto diésel

El peso

Las motos de gasolina presentan una relación que resulta favorable entre el peso y la potencia, como hemos mencionado. Por lo tanto, con la nueva mecánica que implica una moto diésel se añadirían algunos kilos. Así, se arruinaría la supuesta reducción del consumo que permite el gasóleo.

La temperatura de funcionamiento

En una motocicleta, es vital calentar el motor lo suficiente antes de emprender la marcha en cualquier época del año. Una moto diésel necesita más tiempo que las de gasolina para llegar a la temperatura idónea para su funcionamiento. Además de ello, el propio sistema de arranque es más lento y complejo, por lo que tampoco supone una ventaja frente a las motos actuales.

Dado que la principal ventaja de este vehículo es la reducción del tiempo frente a los coches y la facilidad con la que es posible realizar trayectos cortos y frecuentes, el motor de una moto diésel se vería desgastado de manera prematura. Si además hay que tener en cuenta el turbo, la situación se complica aún más de cara a los posibles problemas de mantenimiento posteriores.

El comportamiento

Una moto diésel no solo supone más peso, sino también ruido y vibraciones durante la conducción. A esto hay que añadir que la movilidad presenta una agilidad más reducida en comparación con las de gasolina.

El mantenimiento

La mecánica de los motores diésel es más delicada que la de los de gasolina. Hay que tener en cuenta además los puntos que hemos mencionado anteriormente, como los arranques más frecuentes que repercutirán negativamente en su funcionamiento. No solo la facilidad en los desplazamientos constituye una ventaja en las motocicletas, sino también el mantenimiento más sencillo. Dicha ventaja desaparece en el caso de la moto diésel.

El precio

Hace años el precio del diésel era considerablemente inferior al de la gasolina. En la actualidad, la diferencia es bastante reducida, por lo que esta ventaja ha dejado de serlo. Para amortizar la inversión, es necesario realizar un número de kilómetros más elevado, sin embargo, resulta más difícil con una motocicleta, ya que suelen usarse para distancias más cortas. Por otra parte, el precio de una moto diésel también sería más elevado, al tener que invertir la marca en desarrollar un motor que innovador.

Aunque son varias las marcas que han probado diseñando una moto diésel, esta idea ha caído en el olvido. Puesto que los inconvenientes que presenta son mayores que sus ventajas, resulta una inversión inviable.