Honda Instituto de Seguridad (HIS)

16 diciembre, 2013

Este sábado estuve en el Honda Instituto de Seguridad (HIS) probando uno de sus nuevos cursos de conducción.

En concreto era el “Curso Superior con ruta Exterior” que lanzaban con un nuevo formato, que incluía una ruta por carretera.

Muchas veces, cuando nos compramos nuestra primera moto de gran cilindrada o cuando llevamos mucho tiempo de parón, queremos aprender a correr, a trazar curvas y a ir como nuestros más expertos amigos o compañeros de rutas. Pero nos olvidamos que hay aspectos de la conducción, que no ponemos en práctica nunca, y que cuando lo hacemos, es cuestión de suerte el salvar la situación.

¿Sabemos frenar? Sí, claro. Cada vez que llegamos al final de una recta, frenamos y soltamos para trazar la curva. Cuando llegamos a un stop, frenamos. Cuando llegamos a un semáforo, frenamos.

Pero… ¿si a nuestro paso cruza una pelota?

En el circuito cerrado de Honda trabajamos frenadas, trabajamos agilidad, trabajamos aspectos que en calle no podemos trabajar. Trabajamos elementos que son básicos para llegar a tener la conducción perfecta. Trabajamos para entender el funcionamiento y respuestas de las motos ante distintas situaciones. Y todo ello con las motos de Honda, las NC700S.

Luego, ya con nuestras propias motos, hicimos una ruta por la geografía de la zona, disfrutando de curvas de todo tipo. Nos grabaron con varias cámaras y repasamos los errores antes de acabar.

No te das cuenta que no sabes reaccionar correctamente hasta que no te encuentras en la situación. En HIS te enseñan a reaccionar, para que cuando salgamos a la carretera o a trabajar cada día con nuestras motos, vayamos más seguros y respondamos con eficacia ante los imprevistos.

Un curso completo y recomendable para todos aquellos que quieran mejorar la seguridad en la conducción.

Y como dijo uno de los monitores, cuando tu conducción es perfecta, se traduce en tiempo y velocidad. Pero no por correr mucho, se sabe conducir bien y seguro.