Cualquier persona que acabe de empezar a montar en moto podría pensar que una de las principales ventajas que ofrece este medio de transporte frente al coche es la comodidad para circular con ella (que es cierto) y, sobre todo, que podemos aparcar una moto donde queramos.

Y ese es un tremendo error. Aparcar una moto en lugares en los que no está permitido puede suponer que se la lleve la grúa y una multa considerable. Mejor prevenir que curar, ¿no?

¿Dónde no puedo aparcar una moto aunque creía que sí?

Antes de nada, es importante considerar que cada ciudad de España tiene su propia normativa con respecto a esto. Por esta razón, a la hora de aparcar una moto lo mejor es que te enteres de cómo es la legislación de la del lugar en el que vives.

Por ejemplo, un lugar muy habitual donde aparcar una moto es la acera, pero, ¿realmente está permitido hacerlo? En algunas ciudades sí, pero en otras como Barcelona, hay muchísimas motos. Esto hace que las autoridades estén empezando a sancionar con multas a los vehículos. Por lo tanto, antes de hacerlo, infórmate de si está o no permitido.

Otro lugar donde las vemos en muchas ocasiones y en absoluto es recomendable aparcar una moto es en los lugares habilitados para que estacionen los coches. Siendo escrupulosos, la ley estipula que no podemos aparcar una moto en aquellos espacios destinados a otros vehículos. Además, podremos encontrarnos sorpresas muy desagradables como que la moto se ha caído o que, simplemente, la han movido a otro lugar.

Por ese motivo, lo más recomendable es hacer uso de las plazas de aparcamiento creadas específicamente para las motos. De esta manera nos ahorraremos problemas y muchos dolores de cabeza.

Otros lugares donde no se puede aparcar

En muchas ocasiones no encontramos un lugar donde estacionar nuestra moto, y si vemos una plaza, una zona con jardín o una calle por la que haya tránsito peatonal podemos caer en la tentación de dejarla ahí. Pues déjanos decirte que estos lugares son zonas totalmente prohibidas para ello, y no solamente son objeto de multa y sanción, sino que también pueden retirar la moto, lo que también acarrea otra multa más.

La ley establece que no podemos aparcar en un lugar donde moleste o impida el tránsito de peatones en ningún caso. En algunas ciudades se permite aparcar en la acera siempre y cuando tenga más de 3 metros de longitud, las personas puedan circular cómodamente y se deje la moto lo más cerca posible del borde de la acera. Y, naturalmente, en ningún caso puede haber dos líneas de motos aparcadas.

Cuando se tiene una moto se tienen muchas ventajas, pero también hay falsos mitos, como este de que se puede aparcar en cualquier lugar. Una moto es una responsabilidad, y hay que conocer bien cuáles son los límites en todos los sentidos.

Queremos saber tu experiencia, ¿has tenido que pagar multas por aparcar una moto donde no debías sin saberlo?