En 2016 Australia encabezó una lucha contra las paragüeras y las eliminó del podio de la Tour Down Under. Ahora se ha presentado una moción aprobada por el Ayuntamiento de Jerez de la Frontera para la eliminación de las paragüeras del Gran Premio de Jerez de 2017. Obviamente aunque ha sido aprobada, la decisión es cosa de Dorna y para Jerez no hubo tiempo. Y para el resto, ya se verá.

El movimiento en contra de las paragüeras pretende eliminar lo que han denominado cosificación del cuerpo femenino. Según Kika Gonzalez, portavoz del grupo Ganemos Jerez, las paragüeras dan una imagen de la mujer hypersexualizada y cosificada.

Cosificada, según Kika González, significa literlamente (podéis escucharlo aquíque está alejado del objeto de lo que se quiere publicitar. Vamos a ver, estamos publicitando una bebida y lo publicitamos a través de unas chicas que están vestidas de una determinada manera, con unos atributos de hypersexualizada. Es decir, con un tamaño de pecho x, un tamaño de culo x, y le dan valor a las mujeres en función del objeto sexual respecto de los hombres.

La moción pide a Dorna que las elimine por completo.

¿Pero por qué las eliminamos?

Cuando los pilotos están en parrilla de salida, con el mono, el casco y los guantes a pleno sol, un paraguas que les tape les va muy bien. En algunos momentos del año es casi imprescindible guarecerse de los rayos abrasadores del sol.

De ahí que surja la figura de alguien que aguante el paraguas.

Las marcas, que buscan darse a conocer o ampliar su presencia, utilizan para ese fin (ya que parece necesario) mujeres guapas o hypersexuales (como dice la concejala).

Y dado que tienen tanto éxito, no se limitan a tenerlas en la parrilla de salida, sino que también las tienen dando vueltas por el paddock.

¡Me juego un euro con vosotros a que hay marcas que no conoceríamos de no ser por sus paragüeras!

 

La función de la paragüera denigra a la mujer. 

¿Qué es lo que denigra a la mujer? ¿El hacer la función de paragüera? ¿El ser una mujer hypersexualizada? (de esto también podríamos hablar largo y tendido). O quizás el ir vestidas con poca ropa y con más o menos gusto.

Para todos aquellos que estéis pensado que la función de la paragüera denigra a la mujer, ayer en la parrilla del Gran Premio de Jerez de MotoGP había dos mecánicos de HRC aguantando los respectivos paraguas y la madre de Álvaro Bautista. ¿Fue denigrante? Claro que no.

Lo que no gusta y lo que ofende es cómo son físicamente y la ropa que llevan. En este punto debo decir que hay marcas que las visten muy bien y otras que las disfrazan como auténticas fulanas (con respeto a las prostitutas).

Entonces qué es lo que tenemos que prohibir… la profesión de las paragüeras y azafatas, o que las vistan como furcias…

Supongamos que llegamos a la conclusión que el gran problema de la cosificación es cómo las visten y por supuesto, que son hypersexuales (por muchas veces que diga esta palabra no entiendo qué significa y en la RAE no me sale).

Quizás la propuesta podría ser pedir a Dorna que hubiese algunas normas de vestimenta. Como en las discotecas que te miran el calzado y deciden si entras o no. De hecho, si las paragüeras llevan ropa (poca pero llevan) y ninguna va totalmente desnuda, será porque hay alguna norma al respecto.

¿Y cómo arreglamos lo de la hypersexualidad de las paragüeras? ¿Las buscamos feas? ¿Acaso ahora el tener un cuerpo 10 (algunas no…!) va a ser malo?

Como dice Damià Aguilar en su post, el cual comparto plenamente, se debe tener en cuenta la voluntad. Ninguna de esas chicas va obligada. Todas ellas son contratadas legalmente y deciden voluntariamente ponerse la ropa que la marca ofrece. Si alguna decidiera que no quiere vestirse así, con romper el contrato e irse a su casa sería suficiente. ¿Entonces qué pinta la política decidiendo si puedo o no trabajar de paragüera?

En definitiva, que parece que la paragüera guapa y sexy no, pero el paragüero mecánico o la madre que orgullosa aguanta el paraguas al hijo sí.

 

Y acabaré con dos reflexiones y una propuesta de solución;

Primera reflexión.- no puede denigrar a la mujer aquello que se hace con total libertad y en uso de facultades.

Segunda reflexión.- ¿conocerías todas las marcas que hay representadas en el mundial de MotoGP si no fuese por la imagen que dan sus paragüeras?

Propuesta de solución.- aprender estilo y gusto en el vestir. Así algunas marcas podrán dejar de vestir a sus paragüeras como furcias y vestirlas sexis pero elegantes.